¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto
  •   Ven a conocernos. Estamos en Noain

  • Pregunta por nuestros servicios de comedor, cumpleaños, escuela de padres y madres, talleres en familia tu y yo y actividades extraescolares!!

Centro de Educación Infantil Boliche

CEI Boliche

Hoy como cada 1 de agosto desde hace 11 años, debería abrir la puerta a nuevo curso en Boliche pero esta vez  no va a ser así. No tenemos el número de niños mínimo matriculados para poder seguir adelante y no porque en Noáin no sigan naciendo bebés sino porque los que están, aunque me consta que a muchos les encantaría formar parte de nuestra “familia bolichera”, económicamente no pueden. Porque para ofrecer servicio de calidad y actual, que cumpla con todos los requisitos que marca educación, para llevar al día  las obligaciones en materia de prevención de riesgos, vigilancia de la salud, protección de datos, higiene…para conseguir, como centro privado, el reconocimiento de nuestra labor educativa por parte del Departamento de Educación, para tener en plantilla un personal formado y motivado que sienta reconocida su labor profesional, que cada día vaya al centro con ilusión y con ganas de aportar y dar lo mejor de si mism@ no dejando nunca de reciclarse, para mantener un proyecto educativo activo, que cada año vaya mejorando y aprendiendo de la experiencia, para contar con una programación de aula acorde a cada curso, a cada grupo, para poner en cada familia y en cada niño los recursos y los estímulos adecuados además de nuestra cabeza, nuestra alma y nuestro corazón, para que al día le falten horas para idear nuevas formas de enseñar…hace faltan recursos y eso cuesta dinero. Porque Boliche es un Centro de Educación Infantil donde los niños vienen a aprender, aprender muchísimas cosas entra ellas a ser personas. Boliche no es un guarda niños donde se entretiene a los peques, Boliche es una escuela donde se ofrecen metodologías pedagógicas y educativas dirigidas a potenciar el desarrollo de cada uno de ellos. Claro que los niños juegan y se divierten, faltaría más! Pero con el fin de aprender, aprender a todos los niveles cognitivo, lenguaje, psicomotor, relacional, de autonomía, humano…Estamos poniendo los cimientos de lo que nuestros hijos serán en el futuro, ¿por qué no valoramos este trabajo como se merece? ¿por qué no damos al ciclo 0-3 la importancia que se le da al resto de las etapas educativas? Es cuestión de prioridades.

 

Dicho esto, tengo que decir a nivel personal, que hoy es uno de los días más tristes de mi vida. Se acaba más que mi proyecto profesional, se acaba mi sueño, se acaba poder ejercer mi vocación, se acaba lo que ha sido mi proyecto de vida durante los últimos años. Me queda la satisfacción del trabajo bien hecho y me queda el cariño de los niños y sus familias.

Mi agradecimiento a todas las personas que me han ayudado a que este proyecto haya sido posible.

A las familias, por haber confiado en nosotras para educar a vuestros hijos. Cada uno de vosotros ha dejado en el centro y en mí su huella.

A mis compañer@s educador@s, que han trabajado con tanta ilusión, tanta energía y tanto esfuerzo cada día. Cada un@ de vosotr@s en su momento ha formado más que parte del equipo educativo de este centro, habéis formado parte del equipo humano del mismo y eso se siente y se trasmite. Me llevo lazos de amistad y compañerismo tan fuertes…

A mis padres y a Sergio, mi marido, por apoyarme y ayudarme tanto desde el principio hasta el final. Por aguantarme, consolarme y escucharme en los malos momentos. Por su trabajo, sus ideas, su esfuerzo y sobre todo, su tiempo, ya que quien da su tiempo, da parte de su vida.

A todas esas personas que me han ayudado en el día a día  y que han colaborado en hacer las cosas mejor. Me refiero a todos los amigos y familiares de los que he tirado y que, sin recibir nada a cambio, me han hecho un sin fin de favores.

También quiero pedir perdón a mi hija Irene por todo el tiempo que mi trabajo me ha quitado de estar con ella y por todo el tiempo que, aún estando con ella, mi mente estaba en la escuela. Perdona, cariño.

Me gustaría además disculparme ante las familias que contaban con traer a sus peques este curso a la escuela. Espero que encontréis un centro en el que les den todo el amor que se merecen.

Gracias por todas las muestras de cariño y de ánimo que he recibido todos estos días…llamadas, mensajes, whatsApps, mails, detalles, palabras, miradas, lágrimas…gracias por la foto chicos…esto es lo que me llevo y por lo que ha valido la pena todo el trabajo.

Y por último, GRACIAS a los niñ@s, a todos los que han pasado por el centro sin excepción, porque de todos he aprendido, de todos he recibido tanto cariño… de todos me llevo algo especial.

 

“Aprendí que las personas podrán olvidar lo que dijiste, podrán olvidar lo que hiciste pero nunca olvidarán cómo las hiciste sentir”

 

HASTA SIEMPRE. SIEMPRE BOLICHEROS.

 

Eva Briongos

Directora del CEI Boliche.

 

 

Centro de educación infantil Boliche

www.ceiboliche.com

www.facebook.com/ceiboliche1

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Educadoras

Conoce a nuestro equipo

Educadoras